Esta mujer permitió que extraños tocaran sus partes íntimas por una potente razón

portada-moire

por:

Publicado: 1 año

Después que 1.000 mujeres sufrieran agresiones sexuales en la víspera de Año Nuevo en una estación de tren en Alemania, la modelo y artista, Moiré, desnuda, se paró en mitad de la calle con un cartel que decía:

“¡Respétanos! ¡No somos presa fácil incluso cuando estamos desnudas!”

Moiré protestando

Y ahora con una nueva forma de protesta. Esta fue su última performance pública, considerada “arte”.

Para muchos extraño y bizarro, aunque para ella tiene sentido. Es una declaración compleja sobre el sexo, el poder, el consentimiento y la igualdad.

La “Caja del Espejo”, era la caja que Moiré llevaba sobre su pecho y después sobre su parte inferior. La performance trataba sobre personas totalmente desconocidas que tocaban sus pechos y vagina a través de las aberturas de la caja.

Había cámaras dentro de la caja para registrar la experiencia. La única condición para meter las manos en la caja era mirar todo el tiempo a Moiré a los ojos y máximo 30 segundos.

Moire es tocada por un peatón

“Estoy aquí hoy por los derechos de la mujer y la autodeterminación sexual. Las mujeres tienen una sexualidad, al igual que los hombres. Sin embargo, las mujeres deciden por sí mismas cuándo, cómo y por quiénes quieren ser tocados”, dijo Moiré a través de un megáfono.

Un hombre toca a Moiré

No son solo hombres los que querían meter las manos en la caja, también había mujeres, alrededor del 40% de las personas que tocaron sus pechos eran del sexo femenino. Las expresiones faciales parecían de ansiedad y sorpresa. Pero la mayoría apoyaron la causa.

2

Con esta performance Moiré afirma que las mujeres son iguales a los hombres en la sexualidad, no sólo las receptoras.

“Como mujer tenemos el poder y el derecho de poseer una naturaleza sexual, y hay que estar de acuerdo antes de tener relaciones sexuales. Hay reglas”, afirma.

1

“Además quiero tomar la libertad de mostrar el deseo femenino, dando así voz a las mujeres. Es un complemento de la imagen dominante del cuerpo femenino como un espejo del deseo masculino a través de la iluminación de la caja. La desnudez y el sexo están asociados con etiquetas negativas. El sexo se consume digitalmente, pero en la vida real, un cuerpo desnudo es un tabú, algo inmoral”, concluye.

¿Qué te parece esta forma de expresión? Cuéntanos en los comentarios.

COMENTA:

Suscríbete

a nuestro newsletter y recibe lo mejor de Ayayay en tu correo.

Top 5 Ayayay

Modal 1