Así era la Alemania de Hitler según estas fotos en colores que permanecieron ocultas por años

portada-nazi

por:

Publicado: 2 años

La idea del totalitarismo, como su nombre lo indica, implica la noción de un control total sobre todos los aspectos de la vida del hombre. Un solo partido, un dictador todopoderoso, una filosofía de vida, una sola raza, un solo símbolo y un solo pensamiento dominando las mentes de todos los hombres y mujeres del mundo.

Adolf Hitler speaking at the Lustgarten, Berlin, 1938.

Hitler hablando en el Lustgarten, Berlin, 1938.

Volkswagen Works cornerstone ceremony, near Wolfsburg, 1938.

Ceremonia de colocación de la piedra basal de una fábrica de Volkswagen, 1938.

Esa era la idea que tenía Adolf Hitler sobre el movimiento que incitó y el partido que fundo, el nazismo. Durante un breve período de tiempo, incluso, parecía que esa idea política iba a dominar el mundo, que no había nada que pudiese detenerlo, que la lógica del más poderoso y de la fuerza y la destrucción por la raza iba a arrasar con todo.

Adolf Hitler makes keynote address at Reichstag session, Kroll Opera House, Berlin, 1939.

Adolf Hitler da el discurso de apertura de sesiones del Reichstag, Casa de Opera Kroll, Berlin, 1939.

Annual midnight swearing-in of SS troops at Feldherrnhalle, Munich, 1938.

La jura anual de tropas de las SS en Feldherrnhalle, Munich, 1938.

Adolf Hitler and Joseph Goebbels (in box) at Charlottenburg Theatre, Berlin, 1939.

Adolf Hitler y Joseph Goebbels en el Teatro Charlottenburg, Berlin, 1939.

Afortunadamente, la humanidad y el mundo terminaron probándolo equivocado, aquellos que todavía valoraban la libertad (o al menos una versión de la misma) lo combatieron y pusieron un fin a su “Reich de Mil Años”, que finalmente duró un poco más de 10.

Es la paradoja de la Segunda Guerra Mundial: el enfrentamiento más sangriento y destructor de la historia de la humanidad, aquel en donde se arrasaron y aniquilaron poblaciones enteras, sin embargo es aquel en donde se puede establecer de una manera más clara quienes eran “los buenos” y “los malos”, porque el horror de los nazis era insondable. Por algo sigue dominando nuestra imaginación y nuestra cultura popular.

Berlin illuminated at midnight in honor of Hitler's 50th birthday, April 1939.

Berlin iluminado de noche en honor al cumpleaños 50 de Hitler, abril de 1939.

Reich Veterans Day, 1939.

Día de los Veteranos del Reich, 1939.

Nuremberg, Germany, 1938.

Nuremberg, 1938.

Las fotos que traemos en esta ocasión pertenecen al archivo de Time-Life y fueron sacadas por Hugo Jaeger, el fotógrafo personal de Hitler, un fascista, que incluso antes de que se fundara el Partido Nazi, ya tenía una profunda y personal relación con el dictador.

1937 Reich Party Congress, Nuremberg, Germany.

Congreso del Partido Nazi de 1937, Nuremberg.

Reich Party Congress, Nuremburg, Germany, 1938.

Congreso del Partido Nazi, Nuremberg, 1938.

League of German Girls dancing during the 1938 Reich Party Congress, Nuremberg, Germany.

La Liga de las Chicas Alemanas bailando durante el Congreso del Partido Nazi de 1938 en Nuremberg.

Jaeger las sacó con un filme llamado Kodachrome 35mm que salió recién en el año 1936, permitiendo a los fotógrafos amateurs comenzar a sacar fotos a color. Por lo tanto, Jaeger no solo es un fotógrafo de bastante impresionante calidad (a pesar de que su tema sea espantoso) sino un pionero también.

Crowds cheering Adolf Hitler's campaign to unite Austria and Germany, 1938.

La multitud saluda a Hitler durante la campaña para unir a Alemania y Austria, 1938.

Nazi rally, 1937.

Desfile nazi, 1937.

Además, las fotos tienen una historia impresionante. En la primavera de 1945, cuando los Aliados se encontraban ya arrasando Alemania y a punto de avanzar sobre Berlín y atrapar a Hitler de una vez por todas, Jaeger se encontraba escondido en una casa de las afueras de Múnich, ya que su propio departamento había sido destruido por los bombardeos Aliados.

Un grupo de soldados norteamericanos halló su domicilio y lo registraron, encontrando un bolso dentro del cual Jaeger guardaba diapositivas a color de las 2000 fotos. Asimismo, dentro del bolso había una botella de brandy y un trompo que era utilizado para un juego infantil llamado “pon y toma”. Los soldados, felices con su descubrimiento, procedieron a beber el brandy (convidándole a Jaeger) y jugar, olvidando el bolso.

Los días siguientes, el fotógrafo se dedicó a esconder las fotos en los alrededores de Múnich en cilindros metálicos. Dibujó mapas y memorizó datos muy precisos al respecto. Cada una determinada cantidad de años los cambiaba de lugar y limpiaba las diapositivas para mantenerlas en buen estado. Finalmente a finales de los 50’s los rescató de forma definitiva, los depositó en un banco suizo durante años y antes de su muerte en 1970, los vendió a Time Inc.

Adolf Hitler salutes troops of the Condor Legion who fought alongside Spanish Nationalists in the Spanish Civil War, during a rally upon their return to Germany, 1939.

Hitler saluda a las tropas de la Legión Cóndor que lucharon al lado de los Nacionalistas Españoles en la Guerra Civil Española en un desfile por su retorno a Alemania en 1939.

De esa forma, las fotos se pudieron salvar. Y nos muestran un mundo enloquecido, un desfile terrorífico del pensamiento único, y también un ojo preciso para captar todo ello. Como con las películas de Leni Riefenstahl, las fotografías de Jaeger son impresionantes tanto por lo que muestran por como lo muestran, adaptado a su objeto, gigantesco y sincronizado.

Estas últimas fotos pertenecen todas a la celebración por el cumpleaños número 50 de Hitler en Berlín, y muestran los festejos y algunos de los regalos que recibió el dictador.

01_47-341

05_00087048

06_47-84

07_00087047

11_00086807

12_47-89

16_47-95d

18_47-93b

COMENTA:

Suscríbete

a nuestro newsletter y recibe lo mejor de Ayayay en tu correo.

Top 5 Ayayay

Modal 1